Apuntes para Padres – Psicoprofilaxis Quirúrgica en Niños 2

mayo 9th, 2009

AL NIÑO QUÉ Y PARA QUÉ INFORMAR:
El niño va a imaginar la Intervención Quirúrgica de acuerdo a la información real o fantaseada que maneje. Es importante que entienda esta intervención como reparadora, más que como una agresión. O sea, es importante resaltar EL PARA QUÉ, EL BENEFICIO.
La información técnica estará a cargo del equipo médico. Es conveniente que los padres estén en contacto con el equipo para recibir un buen asesoramiento acerca de cómo sostener al niño y bajar sus niveles de ansiedad.
La información será acorde al desarrollo evolutivo del niño y a las particularidades de la situación.
El estar informado ayuda a que el niño cuide su cuerpo y tenga una actitud más positiva hacia su salud y recuperación.
Ayuda a confrontar sus fantasías con la realidad.
A familiarizarse con pasos y procedimientos.
Aplaca la angustia y miedos, aunque al principio produzca inquietud, es mejor que exprese estos sentimientos antes, para así elaborarlos conjuntamente con la información.
Tanto el niño como sus padres transitarán por períodos de calma y ansiedad alternantes. Es esperable.
REACCIONES Y TEMORES ESPERABLES EN LOS PADRES:
La Intervención Quirúrgica es una “situación familiar”, afecta a toda la familia. Los padres suelen sentir la necesidad de fortalecer la protección y/o sobre estimular al niño. Es esperable también sentir agotamiento, angustia y ansiedad. El niño percibe la ansiedad de los padres más allá de las palabras. Los temores y fantasías de los padres se traducen en el trato con el hijo (sin darse cuenta).
-Temor a la anestesia y muerte del hijo.
-Ansiedad y dificultad de escuchar y preguntar.
-Temor de no poder contener al hijo.
-Sensación de castigo.
-Culpa.
Lic. Sara Echeverría

This entry was posted on Sábado, mayo 9th, 2009 at 6:20 pm and is filed under Apuntes para Padres. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. Both comments and pings are currently closed.

Comments are closed.